23/05/2024

Milei inauguró un busto de Menem en la Casa Rosada: “Aunque les duela, fue el mejor presidente de la historia”

El Presidente reveló que el ex jefe de Estado de los 90′s le había anticipado que llegaría a ocupar el sillón de Rivadavia cuando él aún no se imaginaba involucrado en política. Se emocionó al repasar anécdotas personales.



Javier Milei homenajeó este martes al expresidente Carlos Menem y descubrió un busto con su figura en el Salón de los Patriotas argentinos de la Casa Rosada.

Durante su discurso, durante el que se mostró visiblemente emocionado, reveló detalles hasta hoy desconocidos de encuentros privados que mantuvo con el ex jefe de Estado (1989-1995) y aseguró: “Les duela o no, ha sido el mejor presidente de la historia. Si hay algo que dije siempre es que fue el mejor presidente de la historia y hoy vengo con el honor y el orgullo de estar reestrenando este busto”.

”Estamos haciendo un acto de Justicia, trayendo su imagen a la casa en la que gbernó la Argentina más de 10 años. De esta manera, estamos reconociendo su liderazgo, su trayectoria política y sus gobiernos. Siempre fue electo por el voto popular”, dijo Milei en el inicio de su discurso.

La fecha elegida para la ceremonia coincide con que se cumplen 35 años del triunfo electoral del caudillo riojano, quien ejerció el poder durante 10 años.

Confeccionados con mármol de Carrara, todos los bustos están posados encima de pedestales hechos con el mismo material. Rinden homenaje a todos los ex presidentes constitucionales que gobernaron en la Argentina.

El presidente destacó la vida personal y política de Menem, recordó que nunca ocupó un cargo político que no fuera a través de la elección popular, y reivindicó que trabajó en el sector privado antes de incursionar en la política: “Era capitalista como su padre, venía del sector privado. Sabía ganarse la vida sirviendo al prójimo con bienes de mejor calidad o mejor precio”, subrayó.

Tras destacar que uno de los primeros indultos que firmó Menem tras asumir la presidencia fue al general Jorge Arguindegui, quien según dijo Milei fue quien le impidió despedir a su madre que murió mientras estaba preso en la década del los 70, el jefe de Estado resaltó el plan económico y el desarrollo que tuvo el país durante los dos gobiernos menemistas.

“Menem recibió una catástrofe hiperinflacionaria y entregó a sus sucesores un país ordenado, estable y con un PBI per cápita 60% más alto que en el 89. Modernizó las instituciones en 1994 a través de la reforma constitucional más consensuada de la historia. Lideró con audacia, intuición y pragmatismo. Nos inspiró a quienes creemos en la libertad a seguir su ejemplo. Por eso hoy estamos haciendo este homenaje al mejor presidente de los últimos 40 años, al menos”, aseveró.

Milei también reveló una cena que compartieron hace algunos años, cuando él aún rechazaba incursionar en política. Según la anécdota que contó, todo comenzó cuando defendió las presidencias de Menem en un programa de televisión y, a la salida, se le acercó Alberto Kohan, el ex secretario general de la Presidencia de Menem, y lo comunicó con el expresidente, que lo invitó a comer.

“Cuando llegué, Carlos me saludó con mucho afecto, me dio un beso y un abrazo, y en ese momento me dijo algo que me dejó helada la sangre. Me dijo ‘vos vas a ser Presidente de la Argentina, pero lo vas a hacer mejor, porque no solo tenés la intuición y el coraje, sino también el conocimiento’. Le dije que no me gustaba la política, y él me dijo ‘yo nunca me equivoco’”, reveló.

Y continuó: “Tuvimos una charla de economía muy buena e interrumpió la charla para decirme lo mismo, que iba a ser Presidente. Después vino la segunda parte de la charla donde el Carlos fue el Carlos, ya entenderán de qué hablamos... Cuando nos íbamos, me volvió a repetir lo que me dijo. Yo ya no tenía fuerzas para decirle que no. Ante un hombre de tanto olfato, no había más argumentos. Y vaya que acertó, justamente estoy parado aquí, siendo presidente de la Nación, con el honor de poder estar inaugurando este busto”.

El acto contó con una nutrida participación, destacada por la presencia de la hija del expresidente, Zulemita Menem; el hermano, Eduardo Menem; sus sobrinos Lule y Martín. Además del mandatario, se pudo ver a la secretaria general de la Presidencia, Karina Milei, y a otros funcionarios.

El busto de Carlos Menem está ubicado al lado del de Bartolomé Mitre, y cerca de los de otros expresidentes como Domingo Faustino Sarmiento, Carlos Pelegrini y Julio Roca, de quien dijo que “hubiera sido el mejor presidente de la historia de no haber sido por el Carlos (en referencia a Menem).

“Vaya que tiene relación poner a quien inició con fuerza ese proceso con alguien de que trató de sacar de la barbarie por la que vivió durante gran parte del Siglo XX la Argentina y ponerla de pie nuevamente como fue Carlos Menem”, resaltó Milei.

Enseguida, el Presidente trazó un paralelismo entre su propia figura y la de Sarmiento, al resaltar: “Tenía el coraje que tenía que tener para hacer las cosas que hizo y ser uno de los grandes presidentes de la historia argentina, ser un precursor en la idea del capital humano como factor de crecimiento y que dicho sea de paso, también le decían el loco”.

Al cerrar su discurso, Milei calificó a Menem como “un líder superlativo” y lo comparó con su actual gestión, con un guiño a su equipo de Gobierno: “Si hay algo que caracterizó al Gobierno de Carlos Menem es haberse rodeado de los mejores. Nunca tuvo miedo de rodearse de gente talentosa. Y eso lo muestra como el líder mayúscuco que fue. Y si hay algo en que creo que puedo estar más cerca en poder copiarlo es rodearme de los mejores. Estoy orgulloso del equipo económico y todo el Gabinete que tengo con el cual vamos a sacar a la Argentina adelante”.

Antes del presidente Milei hablaron Zulemita Menem, quien se mostró muy emocionada por el homenaje a su padre, y Eduardo Menem, que resaltó la trayectoria política de su hermano y apuntó contra quienes intentaron minimizar su figura, mencionando puntualmente a los expresidentes Néstor Kirchner y Cristina Kirchner.